Los contenedores de experiencias y el Turismo Inclusivo - Viajeros Sin Limite -

Posted by | febrero 22, 2012 | Territorio Inclusivo | Aun no hay comentarios
viajero con silla de ruedas en la recepción de un hotel

viajero con silla de ruedas en la recepción de un hotel

En Viajeros sin límite definimos los “Contenedores de Experiencias” como aquellos hoteles que trabajan en la “accesibilidad inteligente“, cuentan con un “entorno accesible” existe “implicación” por parte de todo el personal del hotel y al final del día permite que sólo nos preocupemos de “recordar” las experiencias vividas a lo largo del día y poder “compartirlas” con nuestros amigos en las redes sociales.

Para hacernos una idea de la importancia del hotel para un viajero con discapacidad podríamos hacer la comparación con una alcachofa en la que las diferentes capas son las rutas, monumentos, restaurantes, etc y el corazón de la alcachofa, la parte más jugosa es el hotel, el “contenedor de experiencias”. ¿Y por qué este término tan rebuscado? sencillamente para remarcar la importancia de contar con hoteles en los que los niveles de accesibilidad se encuentren perfectamente segmentados de forma que las personas que lleguen a él conozcan previamente lo que se van a encontrar y como van a desenvolverse en él.

Vamos a aproximarnos a esta definición exprimiendo uno a uno los conceptos que definen un “contenedor de experiencias”

1º.- Accesibilidad inteligente: es aquella que permite la re utilización de los recursos. De esta forma las habitaciones accesibles de un hotel se convierten en las más deseadas por cualquier cliente, si tiene alguna capacidad diferente por razones obvias y si no la tiene porque se encuentra con una habitación superior (más confortable, cómoda y amplia) al precio de una habitación estándar.

2º.- Entorno accesible: Los destinos son un todo que lo forman las rutas, la gastronomía, los monumentos y los hoteles, por tanto es necesario aunar esfuerzos y trabajar en común todas las ramas del destino para que la accesibilidad no se limite al interior del hotel sino que se extienda a los alrededores y entornos que forman el destino “X”.

3º.- Implicación: es fundamental para conseguir una accesibilidad útil, sencilla y que aporte valor. La implicación en todos los estamentos del establecimiento hotelero hace que se consigan niveles de accesibilidad tan importantes que el viajero se sienta mejor que en su casa. La implicación consigue una “accesibilidad social” que se alimenta de las aportaciones del personal del hotel y también de las que realizan los viajeros tras su experiencia en el establecimiento.

ducha accesible a personas con movilidad reducida

4º.- Recordar: Cuando llegamos a un hotel y nuestra mayor preocupación es recordar mientras nos duchamos, tomamos algo en la cafetería o disfrutamos de la cena,  las experiencias que hemos vivido durante el día conociendo el destino, ya no es un hotel es un Contenedor de Experiencias donde el viajero se siente tan a gusto y tan libre que deambula por él sin preocuparse de toalleros altos, espejos en los que es imposible mirarse o duchas a las que les falta un estante para los productos de aseo.

5º.- Compartir: Un Contenedor de Experiencias debe permitirnos compartir con nuestros amigos en las redes sociales aquello que más nos ha gustado de la jornada que hemos vivido. No me refiero a que si la wi fi debe de ser o no de pago sino a la necesidad de incluir en los ordenadores de los hoteles software que permita a las personas con problemas de visión “ver” por donde están navegando.

Si consideramos al colectivo de personas que quieren viajar y que tienen alguna capacidad diferente como un “segmento de mercado” conseguiremos rentabilizar las inversiones, llegar a los diferentes nichos de este mercado (casi tantos como discapacidades) de manera efectiva y lo que es más importante nos aportará una ventaja competitiva y un valor añadido frente a los destinos y hoteles que no hayan optado por trabajar en la accesibilidad.

Nuestro concepto de “contenedores de experienciasforma parte de lo que denominamos como “Turismo Inclusivodonde sumamos incluyendo en lugar de dividir excluyendo. Porque incluir es más barato que excluir  (haremos dos baños en lugar de tres, una puerta en lugar de dos, una rampa para todos o una ruta a recorrer común a todos).

Como ejemplo de “Contenedor de Experiencias” tenemos a la cadena Confortel Hoteles. Se encuentran en pleno proceso de consecución de la UNE (ISO) de accesibilidad y han querido dar una vuelta de tuerca para lo que han firmado con nosotros un contrato de colaboración que ha sido renovado de nuevo para que detectemos posibles mejoras y brechas en la accesibilidad diaria, la del detalle, aquélla que influye que volvamos o no a un hotel o el Olympia Valencia con un gran trabajo en accesibilidad universal. Hay otros ejemplos con los que hemos colaborado o colaboramos en la actualidad y que aparecen en otros posts de esta web.

Viajeros sin límite lleva trabajando desde hace algo más de un año con varios destinos españoles y de otras partes del mundo desde su fábrica de ideas “Magallanes Project” habiendo conseguido el “posicionamiento accesible” de varios destinos en los que se ha incrementado entre un 2 y un 7% la pernoctación en sus hoteles o incrementado el uso de empresas de turismo activo por parte de viajeros con capacidades diferentes.

Edición | Miguel Nonay (@asaltodemata)

Fotos | Miguel Nonay

Escribir un comentario

Tu mail no será publicado.

¿Te gustaría conocer mejor nuestro trabajo? SOLICITA UNA REUNIÓN